miércoles, 19 de junio de 2019

Páginas para ver películas online gratis y legalmente

Para los amantes del cine, encontrar buenas páginas para ver películas en Internet puede ser una tarea difícil, especialmente si se buscan webs fiables que tengan poca publicidad o estén libres de virus.

Páginas para ver películas online gratis y legalmenteEl contenido que ofrecen este tipo de páginas es en streaming, es decir, la película se reproduce al mismo tiempo que se descarga temporalmente en el ordenador, en contraposición a la descarga directa, que requiere que el usuario se descargue la película por completo antes de poder acceder al contenido.

Junto a este tipo de webs en Internet también podemos encontrar interesantes alternativas para ver cine desde casa, con iniciativas como la Wiki Películas Online, que recopila las mejores páginas para ver películas online gratis y legalmente.

Se trata de una serie de páginas cuyo contenido es totalmente legal, ya que son películas en Dominio Público y libres de derechos de autor, o con licencia Creative Commons que permite su libre distribución, incluyendo también cortometrajes o películas independientes cuyos autores han puesto a disposición del público de forma gratuita para que se puedan disfrutar online. Páginas por lo general con muy poca publicidad y de las que no tendrás que preocuparte por links caídos.

Cine Libre Online


Sin duda una de las mejores webs para ver películas online que hay actualmente. Este popular blog cuenta con una excelente recopilación de películas que forman parte actualmente del Dominio Público, muchas de ellas clásicas, y en el que podemos encontrar también documentales, cine independiente, algunas series antiguas o incluso dibujos animados en dominio público.

Casi todas las películas y documentales están en español, además de su versión original (normalmente en inglés), y en muchas de ellas encontramos la opción de verlas online en versión original en ingles con subtítulos en español (VOSE). Siendo por ello también una excelente opción para aprender y practicar inglés.

Junto al contenido en streaming, cada cierto tiempo se publican artículos sobre curiosidades o sobre la historia y orígenes del cine. Tiene además un apartado específico dedicado a colecciones de películas clásicas online imprescindibles, en donde podemos encontrar todo tipo de cine en dominio público, incluyendo géneros como la comedia, el terror, el cine negro, la intriga o clásicos de Serie B. Una página imprescindible de conocer para los amantes del cine clásico.

Link: Cine Libre Online

Blog Cine Libre Online

Internet Archive


El denominado Archivo de Internet es la biblioteca digital más grande de la Red. Activa desde 1996, esta página cuenta con una extensa colección de archivos de todo tipo, incluyendo libros, audios, vídeos, imágenes o videojuegos en abandonware, como su magnífica colección de videojuegos de la Edad de oro del Software español.

Especial mención merece su apartado dedicado al cine, donde Archive.org alberga una ingente cantidad de películas en dominio público o con licencia Creative Commons, películas amateur, cortometrajes, películas educativas y documentales, además de notables colecciones como los Archivos Prelinger, una serie de películas educativas y promocionales de interés cultural, producidas en su mayoría para el Gobierno de los Estados Unidos

La mayoría de las películas disponibles para ver online en Internet Archive están en versión original en inglés, aunque también se pueden encontrar algunas en español, con subtítulos, o en otros idiomas como francés y alemán.

Link: Archive.org - Movies

Web Internet Archive

Open Culture


La web Open Culture es una iniciativa orientada a difundir la cultura de forma gratuita a través de Internet, haciendo que sea accesible para todo el mundo. El proyecto consta de una enorme base de datos que incluye libros, cursos online, documentales, Apps, eBooks, y un apartado específicos dedicado a las películas.

Aunque la mayoría de los films disponibles en Open Culture están en inglés, su catálogo es impresionante, con películas de Cine Negro (Film Noir), películas independientes, Westerns y clásicos del cine principalmente.

Link: Open Culture

Web Open Culture

SnagFilms


Sitio web especializado en ofrecer películas y documentales independientes online, contando con una extensa colección de más de 5.000 películas. Fundado en 2008, SnagFilms tiene un acuerdo con cineastas independientes y algunas productoras para ofrecer el contenido gratuito en Streaming a cambio de soporte publicitario. Los cineastas además pueden enviar sus propias producciones.

Al ser una página estadounidense la mayoría de las películas en SnagFilms están en inglés, sin embargo tiene un apartado específico para películas en español latino con una buena cantidad de títulos disponibles.

Link: SnagFilms - español

Web SnagFilms

Youtube


La plataforma de vídeos más popular de Internet fue creada en 2005 y adquirida al año siguiente por Google. Desde su nacimiento Youtube no ha parado de crecer como el sitio web de referencia para compartir vídeos, con millones de usuarios activos.

Debido a su popularidad, en Youtube se puede encontrar casi de todo, incluyendo también muchas películas clásicas, además de miles de documentales, tanto amateurs como profesionales. Si bien las películas de Youtube que están en Dominio Público se pueden ver de forma gratuita, la plataforma dispone también de un apartado específico para películas denominado "Youtube Movies", donde ofrece películas en Streaming de pago.

Como plataforma de vídeos global, los vídeos se encuentran disponibles en su idioma original en la mayoría de ocasiones, predominando el inglés, aunque también es habitual encontrar películas y documentales en español. En todo caso, la plataforma dispone de una opción de subtítulos para la mayoría de sus vídeos, por lo que ver películas en Youtube con subtítulos en español es una alternativa interesante que podemos activar en casi cualquier vídeo.

Link: Youtube

Películas Youtube

Popcornflix


Este servicio de streaming de vídeos comenzó a funcionar en 2011 haciéndose rápidamente muy popular en Estados Unidos y Canadá. Popcornflix ofrece a los usuarios largometrajes y series online de forma gratuita, siendo la mayoría de su contenido películas independientes.

Gracias su rápido crecimiento, Popcornflix ha aumentado su catálogo con los años, y también dispone de producciones propias, tanto de películas como de series lanzadas exclusivamente en Internet. En Europa es un servicio no muy conocido debido a que casi todo su contenido está en inglés y a que algunas películas pueden tener restricciones y no están disponibles online en ciertos países.

Link: Popcornflix - Movies

Películas Popcornflix

Dailymotion


Este sitio web de origen francés apareció casi al mismo tiempo que Youtube y aunque no ha conseguido su popularidad, sigue manteniéndose como una de las plataformas de vídeos más grandes de Internet y una de las grandes alternativas a Youtube. 

En Dailymotion los usuarios pueden subir sus propios contenidos, alojando películas, vídeos amateur, documentales, programas de televisión y cine independiente. Su punto fuerte son los cortometrajes de creación semiprofesional, y es una de las plataformas preferidas por muchos creadores de contenido y cineastas, quienes promocionan algunas de sus producciones subiéndolas a Dailymotion para compartirlas de forma gratuita. La mayoría de las películas, cortometrajes y documentales en Dailymotion están en inglés, aunque también podemos encontrar contenido en español.

Link: Dailymotion

Documentales DailyMotion

martes, 11 de junio de 2019

Megalodón, cómo era realmente el depredador más temible de la historia

Antes de la aparición del ser humano, diversas especies de animales gigantescos dominaban el planeta. En los mares, un territorio aún inhóspito y en gran parte desconocido, hubo una bestia que se impuso por encima de todas. Se trata del Megalodón, un temible superdepredador que ha sido probablemente el carnívoro más grande y poderoso de todos los tiempos.

Cómo era realmente el MegalodónCon el nombre científico de Carcharodon megalodon (Carcharocles megalodon), y simplemente conocido como "Megalodón" o "Megalodonte", cuyo nombre significa literalmente "diente grande", este impresionante animal podía haber llegado a medir hasta 18 metros de longitud y superar las 50 toneladas de peso. Además contaba con una poderosa mandíbula poblada de enormes dientes aserrados de hasta 18 centímetros, lo que convierten al C. megalodon en el mayor depredador de la historia.

Louis Agassiz, un naturalista suizo, fue quien identificó por primera vez la especie en 1835, asignándola el nombre científico de "Carcharodon megalodon". Lo incluyó dentro del género de los tiburones blancos (Carcharodon) por el gran parecido morfológico de los dientes. Debido a que los dientes del Megalodón son mucho más grandes, se le comenzó a conocer popularmente también como "tiburón megadiente" o "tiburón blanco gigante".

Gracias a los fósiles de C. megalodon que se han conservado a lo largo del tiempo, principalmente dientes y vértebras, y al gran interés que siempre ha despertado este animal, las diversas investigaciones científicas han ido afinando cada vez más la descripción de cómo era realmente el Megalodón. Una labor científica necesaria, ya que sus dimensiones, ferocidad o características son a menudo exageradas, casi siempre de forma interesada, por el cine o la televisión, en películas, series y documentales.

Carcharodon megalodonEl C. megalodon es una especie extinta, y aunque cada cierto tiempo aparece algún supuesto avistamiento de un verdadero Megalodón, hasta la fecha ninguno de ellos se ha podido demostrar. Lo más probable es que estos avistamientos sean en realidad de grandes tiburones blancos, una especie parecida morfológicamente y que puede alcanzar también un gran tamaño. Buena muestra de ello son algunos de los mayores tiburones blancos jamás capturados, cuyas imágenes son impresionantes.

El Carcharodon megalodon apareció en el planeta hace aproximadamente 23 millones de años durante la época del Mioceno temprano, y se extinguió hace 3,6 millones de años, al final del Plioceno. Cerca de un millón de años antes de que aparecieran los primeros ancestros del ser humano en la tierra, el género "Homo".

Tradicionalmente se ha asociado a este superdepredador con el género de los lámnidos (Lamnidae), entre los que se incluye la especie del gran tiburón blanco (Carcharodon carcharias). Sin embargo, los últimos estudios científicos señalan que en realidad el Megalodonte pertenece al género de los Otodontidae, una especie de peces extintos que se separó de la rama de los tiburones blancos durante el Cretácico.

Por esta temprana clasificación, siempre se ha dado por hecho que el C. megalodon tenía en realidad el aspecto de un gigantesco tiburón blanco, mucho más grande y robusto que cualquier animal que se haya visto.

Cetorhinus maximus, el tiburón peregrinoSi bien aún no se sabe con certeza, debido a que su esqueleto estaba formado principalmente por cartílago y por tanto apenas se han conservado restos fósiles que permitan conocer su verdadero aspecto, muchos expertos apuntan a que el Megalodón pudo haber tenido un aspecto similar al tiburón peregrino (Cetorhinus maximus) o incluso al tiburón tigre arena (Carcharias taurus).

Sin duda una de las características más discutidas es el verdadero tamaño que podía alcanzar el Megalodón. Durante décadas se han hecho todo tipo de estimaciones basándose en los restos fósiles que se han podido hallar de este animal extinto. Mientras algunos científicos le daban una longitud máxima de 20 metros, biólogos marinos como Patrick J. Schembri y Stephen Papson estimaron que el Carcharodon megalodon podía llegar a tener un tamaño de hasta 25 metros.

Las estimaciones actuales son mucho más conservadoras. La mayoría de estudios científicos sugieren que el tamaño promedio del Megalodón es de 10,5 metros, existiendo ejemplares más grandes que podían haber alcanzado los 18 metros como longitud máxima. En todo caso uno de los mayores monstruos marinos que han existido, y quizás el pez más grande que se haya conocido, ya que podría haber superado en tamaño al gigantesco pez jurásico Leedsichthys.

Tabla comparativa tamaño Megalodón
Se cree que las hembras de C. megalodon eran más grandes que los machos, lo que estaba también directamente relacionado con su masa corporal. Un macho adulto de Megalodón tenía un peso de entre 14 y 38 toneladas, mientras que una hembra totalmente desarrollada podía llegar a alcanzar un peso de entre 25 y 60 toneladas. Para hacerse una idea por comparación, los grandes tiburones blancos rara vez superan la tonelada de peso, y solo en ejemplares excepcionalmente grandes se han visto tiburones capaces de llegar a las 2 toneladas.

A pesar de su excepcional tamaño y peso, el "tiburón megadiente" podía nadar relativamente rápido, estimándose una velocidad típica de 18 kilómetros por hora, al igual que otras criaturas acuáticas de un tamaño similar como las actuales ballenas de aleta o "rorcual común" (Balaenoptera physalus).

Junto a su gran tamaño, lo que ha convertido al Megalodón en el depredador más temible de la historia es su poderosa mandíbula. Los estos fósiles más comunes que se han conservado de este animal son los dientes, y son tan grandes que se trata de los dientes más grandes del reino animal.

Las mandíbulas del MegalodónLos dientes del C. megalodon son tremendamente robustos, con una forma triangular y dentados a "aserrados" en la punta para ser más eficientes para cortar carne y hueso. El tamaño habitual de los dientes es de 18 centímetros, aunque existe un diente fósil de megalodón cuyo altura es de 18,4 centímetros, por lo que se especula con que podrían haber existido ejemplares con dientes aún más grandes.

En su gigantesca mandíbula, de entre 2,5 y 3,4 metros según las reconstrucciones realizadas, el Megalodonte tenía hasta 250 dientes, dispuestos en cinco filas. Como no podía ser de otra forma, la fuerza de mordida del Megalodón era una de las más poderosas de la historia, estimándose entre 108.000 y 182.000 newton de fuerza. Esta tremenda fuerza de mordida es 10 veces mayor que la del gran tiburón blanco y cerca de cinco veces más poderosa que la del Tyrannosaurus rex.

Los restos fósiles de Carcharodon megalodon encontrados sugieren que la especie se movía por casi todos los océanos del planeta, incluyendo Europa, África, América y Australia. Su hábitat preferido eran las zonas subtropicales con aguas templadas, pero podía soportar también aguas más frías gracias a la mesotermia, una capacidad fisiológica de los grandes tiburones que les permite conservar el calor metabólico manteniendo un temperatura corporal más alta que el agua circundante.

Los ejemplares de Megalodón adultos se movían principalmente en aguas profundas, pero en realidad habitaban todo tipo de ambientes marinos durante otras etapas de su vida, incluyendo las zonas costeras.

Tamaño diente Megalodón comparada con un diente de tiburón blancoComo depredador supremo situado en la cima de la cadena alimenticia, casi cualquier animal podía ser presa del Megalodon, alimentándose principalmente de peces, tortugas marinas, focas y ballenas. Incluso atacaba a otros animales de su especie, ya que todo parece indicar que se dieron casos de canibalismo entre los megalodontes, al igual que sucede con los tiburones contemporáneos.

Su forma de caza probablemente era similar a la utilizada en la actualidad por los grandes tiburones blancos, sin embargo cuando atacaba a presas más grandes como ballenas, la estrategia de caza del Megalodón variaba. En este caso, en lugar de atacar desde abajo como los tiburones blancos, el Megalodonte dirigía su ataque a zonas vitales como el corazón y los pulmones, gracias a su poderosa mandíbula capaz de morder e incluso triturar huesos.

Un superdepredador que vivió en un entorno altamente competitivo, y que a pesar de su tamaño y fuerza tuvo que enfrentarse por las presas a otros grandes depredadores de la época, como otros tiburones, orcas y ballenas.

Entre los grandes rivales del Megalodón destacaron los cachalotes prehistóricos, con especies como el Livyatan melvillei, un superdepredador muy agresivo capaz de alcanzar los 17 metros de longitud y que quizás luchó directamente con el Megalodonte; o el Brygmophyseter, un animal más pequeño pero con unas formidables mandíbulas que contaba además con la ventaja de cazar en manada.

La lucha titánica entre Megalodón y Livyatan melvilleiDurante los millones de años que vivió el C. megalodon la Tierra experimentó una serie de cambios que afectaron a la vida marina. El enfriamiento de los océanos acabó llevando a una glaciación de los polos y la caída del nivel del mar, lo que afectó muy negativamente tanto a sus fuentes de alimentación como a sus lugares de reproducción, cerca de la costa en aguas más cálidas.

A este cambio climático en el planeta se sumó la alta competencia con el gran tiburón blanco o las orcas asesinas que estaba mucho mejor adaptado, y la desaparición de buena parte de las especies de la megafauna marina del Mioceno. Como resultado de todos estos factores, el Megalodón acabó finalmente extinguiéndose hace entre 4 y 3,6 millones de años, lo que curiosamente afectó también a otros animales, y varias especies de ballenas comenzaron a desarrollar un mayor tamaño a partir de la extinción de este superdepredador.

Auténtico monstruo marino de pesadilla para algunos y un animal fascinante en todo caso, el Carcharodon megalodon sigue atrayendo el interés del público como el depredador más temible que ha existido. Ha sido retratado en la ficción en películas, libros, documentales o videojuegos, e incluso se han creado falsos documentales que aportaban supuestas pruebas de que el Megalodón sigue vivo en la actualidad.

Un tema recurrente en la criptozoología es afirmar que podría existir aún algún ejemplar real de Megalodón actualmente, siendo difícil de descubrir al vivir en las profundidades marinas, de forma similar a como sucedió en 1976 cuando se descubrió el inusual tiburón boquiancho (Megachasma pelagios).

Sin embargo la ciencia es tajante en este sentido. Además de no existir ninguna prueba verificable al respecto, este gigantesco tiburón vivía generalmente en las cálidas aguas costeras y no es probable que pudiera sobrevivir en el ambiente frío y pobre en nutrientes que tienen actualmente las aguas del planeta en el mar profundo.

Tamaño estimado del Megalodon

martes, 4 de junio de 2019

El terremoto de Mesina de 1908, el seísmo más mortífero en la historia de Europa

Salvo raras excepciones, la historia de Europa ha sido relativamente tranquila en cuanto a desastres naturales se refiere. Especialmente si lo comparamos con Asia, donde se han producido los mayores desastres y cataclismos de la historia del planeta.

El terremoto de Mesina de 1908A pesar de ello, en el continente europeo también existen zonas calientes capaces de desatar la furia de la naturaleza cada cierto tiempo, como la famosa erupción del volcán del Vesubio en el año 79 d.C que sepultó las ciudades de Pompeya y Herculano, o el aún activo supervolcán de los Campos Flégreos.

Si hablamos de seísmos, quizás el más conocido es el gran terremoto de Lisboa de 1755, que destruyó casi por completó la ciudad y llegó a causar también graves daños en España. A pesar de la elevada cifra de muertes que dejó el terremoto de Lisboa, sería superado dos siglos después por el terremoto de Mesina de 1908, en el sur de Italia, el que es hasta la fecha el seísmo más mortífero en la historia de Europa.

Los registros de los sismógrafos en las estaciones sismográficas indicaban que se estaba produciendo una considerable actividad sísmica en las zonas cercanas al estrecho de Mesina varios meses antes del 28 de diciembre, aumentando desde el 1 de noviembre. Una de las zonas europeas con más actividad sísmica conocida como "Arco de Calabria", y que es el lugar donde chocan la placa tectónica Euroasiática y la placa Africana.

Mapa terremoto de Mesina 1908El 10 de diciembre, un terremoto de magnitud 4 causó daños en algunos edificios de Novara di Sicilia y Montalbano Elicona, ambos situados en la provincia de Mesina. Tres semanas después finalmente se desató la tragedia.

A las 5:20 de la mañana del lunes 28 de diciembre de 1908, se producía un potente terremoto de magnitud 7,1 a una profundidad de 9 kilómetros, cuyo epicentro se encontraba en el estrecho de Messina, el estrecho marino que separa la isla de Sicilia de Regio de Calabria en la Italia peninsular.

La duración del seísmo fue de aproximadamente de entre 30 y 40 segundos, causando una gran destrucción en un área de 4.300 kilómetros cuadrados. La ciudad de Mesina quedó arrasada casi por completo, afectando al 90% de las estructuras y matando a 75.000 personas. En la costa del sur de Italia los daños fueron también cuantiosos.

La ciudad Regio de Calabria y otras zonas de la región de Calabria resultaron gravemente afectados, cuando el suelo se sacudió violentamente desde Sicilia hasta el sur de Reggio, provocando deslizamientos de tierra y una devastación total en algunas zonas, que elevó la cifra de muertos a 25.000 en esta región.

El elevado número de muertes se debió en gran parte a que la mayoría de las personas se encontraban a esas horas durmiendo en sus casas, por lo que muchas quedaron atrapadas en los escombros cuando sus viviendas se derrumbaron.

Fotografía de la destrucción tras el terremoto de Mesina 1908Ademas, la mayoría de los edificios no se habían construido para resistir terremotos. Su construcción era con piedras pequeñas y morteros aplicados descuidadamente, con techos de tejas pesadas, cornisas ornamentales, vigas transversales sin soporte y cimientos vulnerables en suelo blando. Muchos de los edificios tenían cuatro o cinco pisos.

Diez minutos después de terminar de temblar la tierra, las aguas del Mar Jónico de repente se retiraban de la costa cerca de 70 metros a ambos lados del estrecho de Mesina, produciéndose un tsunami con olas de 12 metros de altura que golpearon las ya dañadas ciudades costeras. La zona de Calabria fue la más afectada, inundando casi por completo Reggio Calabria, destruyendo el paseo marítimo y matando a las personas que se estaban reuniendo en las calles tras el sismo.

En la ciudad de Mesina la situación fue similar, y muchos de los supervivientes del terremoto se habían desplazado hasta el puerto marítimo para escapar de la devastación, cuando fueron sorprendidos por el tsunami, que llegó en varias oleadas.

Dos reporteros entre las ruinas de la ciudadLas enormes olas arrasaron con todo, dejando a su paso un rastro de devastación de restos flotantes de barcos destrozados, cadáveres de animales y personas y todo tipo de escombros de los edificios. El tsunami llegó incluso hasta la isla de Malta dos horas después, aunque causó daños menores.

A la cifra de muertes causadas por el seísmo, se sumaron las 2.000 personas que fallecieron por el tsunami posterior, estimándose en total el número de muertos entre 75.000 y 100.000 (algunas estimaciones se elevan hasta 200.000), lo que convirtió al terremoto de Mesina de 1908 en el más mortífero de la historia de Europa.

Como consecuencia del desastre, Messina perdió casi la mitad de su población y todo el centro histórico de la ciudad quedó devastado, incluida su catedral normanda, que había resistido terremotos anteriores como el de 1783. Escenas similares de destrucción sucedieron en Reggio Calabria. Su centro histórico también quedó completamente destruido, quedando únicamente en pie unas 50 casas en toda la ciudad.

Las labores de rescate fueron especialmente difíciles debido a que los hospitales de la zona estaban en ruinas y gran parte de los médicos, enfermeros, policías, o bomberos también murieron durante la catástrofe. Las líneas telegráficas se cortaron y las líneas ferroviarias quedaron destrozadas, lo que hizo que la comunicación fuera imposible.

Cuando por fin llegó la ayuda a la zona, se estuvo buscando en las ruinas durante semanas, y varios días después del desastre aún se rescataban familias enteras bajo los escombros. Posteriormente, un total de 293 réplicas del terremoto tuvieron lugar entre el 28 de diciembre de 1908 y el 11 de marzo de 1909.

Las labores de rescate tras el gran terremoto de Mesina de 1908La reconstrucción de las zonas afectadas comenzaron en 1909, realizando una nueva arquitectura en Mesina que fuese capaz de resistir futuros terremotos de diversa magnitud. Se llegó incluso a plantear la posibilidad de derribar todas las estructuras que habían quedado y trasladar la ciudad y el puerto a otro lugar de Sicilia, sin embargo se descartó el plan debido a las protestas de los ciudadanos sobrevivientes.

A raíz del terremoto, muchos de los residentes que se quedaron sin hogar, tanto en Messina como en Calabria, fueron trasladados a varias partes de Sicilia y otras regiones de la Italia continental. Otros, entre ellos la mayoría de los supervivientes del barrio de Avinaña de Messina, emigraron a Estados Unidos.

El desastre afectó inevitablemente a la economía local y la zona se enfrentó a una despoblación temporal, que poco a poco se fue corrigiendo con el tiempo, especialmente gracias a la gran cantidad de trabajadores que se trasladaron a Mesina y Calabria para trabajar en la reconstrucción.

Otra de las consecuencias que tuvo la catástrofe, es que debido a la escasez de edificios históricos destruidos durante el terremoto de 1908, y al bombardeo aliado de 1943 durante la Segunda Guerra Mundial, Mesina fue conocida popularmente como "la ciudad sin memoria".

Plan de reconstrucción de Mesina tras el terremoto

Loading...