lunes, 9 de octubre de 2017

Marie Marvingt, la novia del peligro

La francesa Marie Marvingt fue una conocida atleta, montañera, periodista y aviadora, que ganó numerosos premios por sus logros deportivos en todo tipo de disciplinas, siendo conocida popularmente como "La novia del peligro" (La fiancée du danger).

Marie Marvingt, la novia del peligroA lo largo de su intensa vida, Marie Marvingt fue la primera mujer en escalar muchos de los picos de los Alpes franceses y suizos. Además se convirtió en una auténtica pionera de la aviación durante la Primera Guerra Mundial, siendo la primera mujer en volar como piloto en misiones durante el conflicto y la primera enfermera de vuelo entrenada y certificada en el mundo.

Marie Marvingt nació el 20 de febrero de 1875 en Aurillac, una pequeña ciudad situada al sur de Francia. Pocos años después su familia se trasladó a Metz, ciudad que por entonces pertenecía a Alemania, y donde vivieron entre 1880 y 1889. Tras la muerte de su madre en 1889, se trasladaron a Nancy, donde la joven Marie se tuvo que hacer cargo de la casa, de su padre y de su hermano, a quienes cuidaba mientras desarrollaba su pasión por la lectura, principalmente libros de científicos y de exploradores.

Alentada por su padre a desarrollar una vida deportiva, Marie Marvingt comenzó a practicar diversos deportes siendo una niña, existiendo una leyenda de que fue capaz de nadar 4.000 metros en el mismo día a la temprana edad de cinco años. Se aficionó a un buen número de deportes, incluyendo, ciclismo, waterpolo, atletismo, equitación, boxeo, artes marciales, esgrima, tiro, tenis, golf, hockey, fútbol, ​​deportes de invierno y montañismo. En 1890, cuando contaba con 15 años, recorrió en canoa 400 kilómetros la distancia entre Nancy y Koblenz (Coblenza), Alemania. En 1899 obtuvo su permiso de conducir.

Marie Marvingt escalando los AlpesDada su dedicación al mundo del deporte, Marie Marvingt se convirtió en una atleta de clase mundial, ganando numerosos premios en diferentes disciplinas como natación, esgrima, tiro, salto de esquí, patinaje de velocidad, luge o bobsleigh. Fue también una experta alpinista, y entre 1903 y 1910 se convirtió en la primera mujer en escalar la mayor parte de los picos en los Alpes franceses y suizos. Entre sus gestas, atravesó el Aiguille des Grands Charmoz y el pico Aiguille du Grépon, en el macizo del Mont Blanc, en un solo día.

Durante una carrera en 1905, fue la primera francesa en nadar la longitud del río Sena a través de París. Los periódicos de la época le apodaron "l'amphibie rouge" (el anfibio rojo) debido al color rojo de su traje de baño.

En 1907 ganó una competición internacional de tiro usando una carabina del ejército francés, siendo la primera mujer en recibir las "palms du Premier Tireur", otorgadas por el Ministro de guerra de Francia. También dominó las temporadas de deportes de invierno de 1908 a 1910 en Chamonix, Gérardmer y Ballon d'Alsace, donde logró llegar en primer lugar en más de 20 ocasiones. El 26 de enero de 1910 ganó el "Coupe Leon Auscher" en el campeonato mundial femenino de bobsledding (Bobsleigh).

Marie Marvingt era también una apasionada del ciclismo, haciendo un recorrido en bicicleta entre Nancy (Francia) y Nápoles (Italia) para visitar la activa zona volcánica de los Campos Flégreos. Su pasión por este deporte llevó a Marie a otra de sus grandes gestas.

En 1908 intentó participar en el Tour de Francia de ese año, sin embargo se le negó el permiso para participar debido a que la carrera ciclista era exclusivamente para hombres. Marvingt se negó a renunciar a su ambición y tras acabar el Tour, hizo el recorrido en bicicleta por su cuenta, completando exitosamente un viaje que únicamente habían podido terminar 36 de los 114 participantes de esa antigua edición del Tour de Francia.

Marie Marvingt en uno de sus viajes en globo
Por su exitosa trayectoria en el mundo del deporte, la Academia de deportes francesa (Académie des Sports) le otorgó la medalla de oro "para todos los deportes", la única medalla multi-deportiva que se ha entregado.

Además de una vida dedicada al deporte, la otra gran pasión de Marie Marvingt fue la aviación. En 1901 ascendió por primera vez en un globo de vuelo libre y en julio de 1907 pilotó ella misma un globo por primera vez. En septiembre de 1909 realizó su primer vuelo en solitario como piloto de globo.

El 26 de octubre de 1909, Marvingt se convirtió en la primera mujer en pilotar un globo a través del Mar del Norte y el Canal de la Mancha, desde la Europa continental a Inglaterra. El nombre del globo era "L'Étoile Filante" (la estrella fugaz), consiguiendo poco después su certificado como piloto de globo, otorgado por el Aero-Club Stella en 1910.

Un poco antes, en septiembre de 1909, Marie había realizado su primer vuelo como pasajera en un avión pilotado por Roger Sommer. Durante 1910 estudió para piloto con Hubert Latham en un aeroplano Antoinette. Acabó pilotándolo, siendo la primera mujer en volar en solitario en este monoplano y la segunda en ser licenciada como piloto en un monoplano (la primera fue Marthe Niel).

Mujer piloto pionera - Marie MarvingtMarie Marvingt recibió su licencia de piloto del Aéro-Club de Francia el 8 de noviembre de 1910 con la licencia número 281. Fue la tercera francesa en conseguirlo tras Raymonde de Laroche y Marthe Niel. En ese momento, era la única mujer autorizada a pilotar el difícil monoplano de Antoinette. En sus primeros 900 vuelos no llegó a tener ningún accidente, un récord hasta entonces.

Tras licenciarse como piloto, Marie Marvingt compitió en varias ocasiones en la "Coupe Femina", un premio creado por la revista "Femina" para condecorar a las mujeres piloto que consiguieran recorrer cada año la distancia más larga volando sin tomar tierra. Marie llegó a batir un récord en 1910 con su avión Antoinette recorriendo una distancia de 27 millas en 53 minutos, sin embargo nunca llegó a ganar este trofeo, aunque fue reconocida por la revista en varias ocasiones.

También en 1910, Marie Marvingt propuso al gobierno francés el desarrollo de aviones de ala fija como ambulancias aéreas. En colaboración con la compañía Deperdussin y el ingeniero Becherau, diseñaron la primera ambulancia aérea. Realizó una campaña de recaudación de fondos para comprar una para el Gobierno francés y la Cruz Roja. En 1912 se encargó una de estas ambulancias aéreas a la empresa Deperdussin, pero nunca llegó a ser entregada debido a que la compañía estaba en quiebra porque el propietario, Armand Deperdussin, malversó el dinero de la compañía.

Marie Marvingt de soldado durante la Primera Guerra MundialAl comenzar la Primera Guerra Mundial en 1914, Marie Marvingt se disfrazó de hombre para poder participar en el conflicto y sirvió en primera línea como soldado de segunda clase (Chasseur 2ième Classe) en el 42º Batallón, gracias a la connivencia de un teniente de infantería francés. Fue descubierta y enviada a casa, pero posteriormente se alistó con el 3º Regimiento Alpino italiano, participando en operaciones militares en los Dolomitas italianos a petición directa del Mariscal Ferdinand Foch. En esta época también sirvió como enfermera de la Cruz Roja.

En 1915, Marie Marvingt se convirtió en la primera mujer de la historia en volar en misiones de combate tras convertirse en piloto voluntario, volando en misiones de bombardeo sobre territorios alemanes durante la la batalla aérea de la Primera Guerra Mundial. Llegó a recibir la Cruz de Guerra (Croix de Guerre) por su bombardeo aéreo sobre una base militar alemana en Metz. Sus hazañas le valieron el apodo de "la novia del peligro".

En el período entre las dos guerras mundiales trabajó como periodista, corresponsal de guerra, y oficial médico de las fuerzas francesas en el norte de África. Mientras estaba en Marruecos inventó los esquís de metal, y sugirió su uso para que los aeroplanos pudieran aterrizar en la arena.

Marvingt dedicó el resto de su vida a la evacuación aeromédica, dando más de 3000 conferencias y seminarios sobre el tema por todo el mundo. Fue cofundadora de la organización francesa "Les Amies De L'Aviation Sanitaire" y también fue una de las organizadoras del Primer Congreso Internacional de Aviación Médica en 1929.

En 1934 estableció un servicio de ambulancia aérea civil en Marruecos, siendo posteriormente galardonada con la Medalla de la Paz de Marruecos (Medaille de la Paix du Maroc). Ese mismo año desarrolló cursos de formación para las enfermeras del aire (Infirmières de l'Air) y en 1935 se convirtió en la primera persona certificada como enfermera de vuelo.

Marie Marvingt y su ambulancia aéreaDurante los dos años siguientes escribió, dirigió y protagonizó dos documentales sobre la historia, el desarrollo y el uso de las ambulancias aéreas: "Les Ailes qui Sauvent" y "Sauvés par la Colombe".

El 24 de enero de 1935 Marvingt fue condecorada como "Chevalier de la Légion d'honneur" (Caballero de la Legión de Honor), y fue promovida al grado de oficial en 1949.

El cuerpo de ambulancia aérea era operado por mujeres piloto, contando con personal médico y enfermeras capacitadas, cuyo objetivo era rescatar a los heridos del campo de batalla utilizando aviones. Mientras Marie organizaba el cuerpo de aviación sanitaria ("L'Aviation Sanitaire"), reclutando mujeres pilotos y enfermeras, realizó varias visitas a Estados Unidos para conversar con funcionarios gubernamentales de ese país. En la propia Francia, había sido apoyada por autoridades como los mariscales Foch y Joffre.

Los planes de Marie Marvingt fueron muy populares entre las jóvenes de su país y con el comienzo de la Segunda Guerra Mundial, más de quinientas enfermeras con al menos diez horas de experiencia en vuelo se unieron al nuevo cuerpo de paracaídas, iniciado por otro famoso aviador francés, Maryse Hilsz. Tanto Hilz como otros pilotos realizaron aterrizajes de paracaídas cuando las condiciones del tiempo o del suelo hacían imposible el vuelo de las ambulancias a tierra. Tras la caída de Francia, Hilz se unió a la resistencia y después de la guerra, participó en la creación de un cuerpo de mujeres piloto en la Armada del aire (Armée de l'Air).

Marie Marving en bicicleta entre Nancy y ParísDurante la Segunda Guerra Mundial, Marie Marvingt también estableció un centro de cuidados para aviadores heridos y sirvió como enfermera quirúrgica, inventando un nuevo tipo de sutura quirúrgica. El 30 de enero de 1955, recibió el reconocimiento de La Sorbona (Universidad de París) por su trabajo en medicina aeronáutica.

Marie Marvingt tuvo vivió una vida activa e intensa hasta el final y en 1955, con 80 años de edad, estudió para piloto de helicóptero, aunque no llegó a licenciarse. En 1961, cuando ya contaba con 86 años de edad, recorrió en bicicleta el trayecto entre Nancy y París.

Marie Marvingt murió finalmente el 14 de diciembre de 1963, con 88 años de edad, en Laxou, un pequeño pueblo situado en el noreste de Francia.

Por todo el país se pueden encontrar calles, gimnasios, escuelas, monumentos o clubes de vuelo en su honor, además de varios premios anuales que llevan su nombre. Su intensa vida como deportista y pionera de la aviación señaló el camino a muchas otras mujeres que vendrían detrás y seguirían los pasos de quien se ganó por derecho propio el apodo de "la novia del peligro".

Marie Marvingt primera mujer piloto en combate

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Loading...