martes, 21 de noviembre de 2017

El verdadero Sherlock Holmes, la persona real que inspiró el personaje

Creador por el escritor británico Sir Arthur Conan Doyle, el personaje de Sherlock Holmes es un hábil detective privado conocido por su gran dominio de la observación y su razonamiento lógico que lo llevan a resolver todo tipo de casos.

El verdadero Sherlock Holmes - Joseph BellTras aparecer por primera vez en 1887 en la novela de misterio "Estudio en escarlata" (A Study in Scarlet), Sherlock Holmes se convirtió rápidamente en el detective más popular de las novelas de misterio e intriga de finales del siglo XIX y principios del siglo XX, siendo la mayoría de las historias narradas por su inseparable amigo, el Doctor Watson.

Aunque Holmes es un personaje de ficción, el propio Sir Arthur Conan Doyle reconoció que Sherlock Holmes estaba inspirado en una persona real, el cirujano escocés Joseph Bell. En realidad no sería el único, ya que diversos autores han estudiado el personaje y han sugerido más personas en las que se pudo basar Conan Doyle y a quienes se podría considerar como "el verdadero Sherlock Holmes".

Si ahondamos más en la historia del personaje, el origen de Sherlock Holmes surge en realidad inspirado en otro personaje de ficción, el detective C. Auguste Dupin, creado por Edgar Allan Poe en la década de 1840. Dupin es reconocido habitualmente como el primer detective de ficción y fue el prototipo de muchos personajes que se crearon posteriormente, incluyendo el propio Sherlock Holmes de Sir Arthur Conan Doyle.

Aparte de esta referencia que sirvió a Conan Doyle de inspiración para sus novelas, el autor británico reconoció en varias ocasiones que Sherlock Holmes estaba basado en gran parte en la vida y figura real de Joseph Bell, un cirujano de la Royal Infirmary de Edimburgo.

Joseph Bell, persona real que inspiró Sherlock HolmesJoseph Bell y Conan Doyle se conocieron 1877, para quien el autor trabajó como oficinista, y quedó impresionado por la metódica forma de trabajar del cirujano. Bell destacaba por sacar sus conclusiones basándose en observaciones minuciosas y estuvo involucrado en varias investigaciones policiales. Las más significativas fueron el misterioso asesinato de Ardlamont, sucedido en Escocia en 1893; y su ayuda a Scotland Yard para intentar resolver los asesinatos de Jack el Destripador en el barrio de Whitechapel a finales del siglo XIX, y que conmocionaron al Londres de la época.

Relacionado con Bell, también se suele considerar a Sir Henry Littlejohn como otra de las personas que sirvieron de fuente de inspiración a Conan Doyle. El profesor Henry Littlejohn era un experto forense que ostentaba el cargo de presidente de Jurisprudencia Médica de la Facultad de Medicina de la Universidad de Edimburgo, trabajando además como cirujano de la Policía y Oficial Médico de la Salud en Edimburgo. Littlejohn fue quien probablemente proporcionó al escritor el vínculo entre la investigación médica y la detección del delito.

Como un icono cultural y el detective de ficción más famoso de la historia, el personaje de Sherlock Holmes ha sido ampliamente estudiado durante años. Diversos autores han sugerido, además de los ya mencionados, otras personas que pudieron ser el auténtico Sherlock Holmes en la vida real y en los que se basaría Conan Doyle para las historias de sus novelas.

Algunos de los más destacables son Francis "Tanky" Smith, un policía y maestro del disfraz que se convirtió en el primer detective privado de Leicester; o Jerome Caminada, a quien se le conoció popularmente como "el Sherlock Holmes de Manchester".

Jerome Caminada (Jerome Cam) fue un oficial de policía británico de la ciudad de Manchester, conocido por su carácter y sus métodos poco ortodoxos. Estuvo involucrado en numerosos casos que lo llevaron por todo el país, gozando de una gran popularidad en la prensa, justo en la época en la que comenzaban las historias de Sherlock Holmes en la ficción, existiendo un gran paralelismo entre ambos.

El Sherlock Holmes real, la historia oculta de Jerome CaminadaCaminada era particularmente conocido por su tendencia a recorrer los barrios más peligrosos por la noche, teniendo una gran red de informantes con los que se solía encontrar en la parte trasera de una iglesia. Además era un experto en disfraces, siendo habitual que se caracterizara para pasar desapercibido.

Según los informes oficiales, Caminada fue responsable del encarcelamiento de 1.225 delincuentes, siendo su caso más famoso, una historia que podría ser perfectamente de una novela de Sherlock Holmes, ya que se conoció al caso como "Mystery of the Four-Wheeled Cab" (El misterio de la cabina de cuatro ruedas).

Curiosamente, Jerome Caminada murió en 1914, el año en que se publicó la última novela de Sherlock Holmes escrita por Sir Arthur Conan Doyle, "El valle del terror" (The Valley of Fear). Coincidiendo con los 100 años de su muerte, en 2014 la escritora británica Angela Buckley, autora especializada en los crímenes de la época victoriana, publicó el libro "El Sherlock Holmes real, la historia oculta de Jerome Caminada" (The Real Sherlock Holmes: The Hidden Story of Jerome Caminada).

Para cualquier de los investigadores e historiadores que han estudiado el personaje, es difícil poder afirmar si hubo un "verdadero Sherlock Holmes", con la excepción de Joseph Bell, dado que así lo reconoció el propio autor. Sin embargo todas estas personas coincidieron el tiempo con las novelas del famoso detective, siendo probablemente usados por Conan Doyle para crear el carácter y la personalidad de Holmes, y dotar al personaje de una buena base de casos reales.

Sherlock Holmes y el Doctor Watson

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Loading...