miércoles, 29 de julio de 2015

Pangea Última, el supercontinente del futuro

Hace aproximadamente 300 millones de años el movimiento de las placas tectónicas unió todas las tierras del planeta en un solo supercontinente conocido como Pangea. En un proceso lento Pangea comenzó a desintegrarse de nuevo y tras varios millones de años los continentes quedaron distribuidos en la forma que los conocemos actualmente.

Pangea ÚltimaEl desplazamiento de las masas continentales sigue su curso y según la teoría de la deriva continental dentro de otros 250 millones de años casi todas las tierras volverán a juntarse en un único supercontinente conocido como Pangea Última, Pangea Proxima o Neopangea.

En 1912 el meteorólogo y geofísico alemán Alfred Wegener desarrolló la hipótesis de la deriva continental según la cual las masas continentales se desplazan unas respecto a otras en un movimiento lento y continuo. Para ello se basó en pruebas geográficas como el hecho de que las costas de algunos continentes parecen encajar entre sí, en pruebas geológicas al constatar que varias rocas y cordilleras eran del mismo tipo y antigüedad a pesar de estar actualmente separadas por miles de kilómetros y en pruebas paleontológicas al encontrar restos fósiles de las mismas especies, especialmente de animales terrestres y plantas separados por inmensos océanos. Para Wegener la única explicación era que todos los continentes actuales estaban unidos anteriormente en una sola masa de tierra que denominó Pangea ("Toda la Tierra").

Alfred WegenerSi bien esta teoría de la deriva continental de Wegener no fue aceptada inicialmente, en los años 60 se desarrolló la teoría de la tectónica de placas que explicaría el movimiento de los continentes que propuso el meteorólogo alemán décadas antes, confirmando que este fenómeno de desplazamiento de las masas de tierra del planeta lleva sucediendo desde hace miles de millones de años.

Las mediciones indican que las placas tectónicas se desplazan a una velocidad de 2,5 centímetros al año, según las estimaciones que se han hecho, aproximadamente dentro de 250 millones de años se unirán la mayoría de las masas continentales en un único supercontinente, una especie de Pangea II o Neopangea.

Formación Pangea UltimaSegún esta predicción de Última Pangea, la parte norte de Norteamérica comenzará a girar lentamente dentro de alrededor de 50 millones de años, quedando Alaska mucho más al sur de lo que está actualmente, en latitudes subtropicales fusionándose con California y creando probablemente una gran cadena montañosa. Europa se desplazaría hacia el norte, situándose las Islas Británicas casi a la altura del Polo Norte.

África chocará con Europa y la Península Arábiga (Arabia) desapareciendo el Mar Mediterráneo y el Mar Rojo y formándose un enorme continente junto con Asia al que se le sumará Australia tras fusionarse también con el sudeste asiático. Todos estos choques continentales provocarán la aparición de grandes cordilleras, una de las más grandes se cree que se formará en el sur de Europa, comenzando desde España, atravesando Italia y llegando hasta el medio oriente e incluso Asia, con picos que podrían superar en altura a las grandes montañas del Himalaya.

Formación NeoPangeaAunque el Océano Atlántico está actualmente en expansión y continuará así varios millones de años más, se prevé que dentro de aproximadamente 100 millones de años esta tendencia cambiará y comenzará a encogerse al ir acercándose las enormes masas continentales ya fusionadas entre sí. En aproximadamente 150 millones de años la Antártida acabará chocando con Australia y con la India, reduciéndose también el Océano Índico y quedando cerrado.

En 250 millones de años finalmente todas estas masas continentales acabarán juntándose y formando un único supercontinente, Pangea Última. El Océano Atlántico quedará cerrado y muy reducido en tamaño para acabar por desaparecer, manteniéndose según las predicciones un pequeño mar interior en el centro de este supercontinente con el agua del antiguo Océano Índico. Debido a su enorme tamaño, en las tierras interiores alejadas del mar probablemente solo haya un gigantesco desierto con altas temperaturas. Todo este supercontinente Neopangea estará rodeado por un enorme océano, el Pacífico, que habrá aumentado su tamaño cubriendo más de la mitad de la Tierra. (Video Formación Pangea Última)

Supercontinente AmasiaExiste también una teoría alternativa a la formación de Pangea Última conocida como Amasia, según la cual el supercontinente del futuro se formaría de manera distinta, fusionándose Asia y Norteamérica, siendo el Océano Pacífico el que quedaría reducido hasta casi desaparecer y el Océano Atlántico el que seguiría expandiéndose para acabar convirtiéndose en el gran océano que rodearía las tierras del nuevo supercontinente de Amasia.

Se forme o no Pangea Última tal como se ha teorizado la Tierra del futuro, su duración en todo caso será temporal. En 300 millones de años comenzará a romperse de nuevo volviéndose a formar el Océano Atlántico y separándose otra vez los continentes con una nueva configuración en un ciclo eterno que se irá repitiendo durante millones de años en el planeta debido a la deriva continental hasta que la Tierra desaparezca. Posiblemente y salvo que se produzca antes una catástrofe cósmica inesperada, cuando el Sol acabe su ciclo vital dentro de aproximadamente 5.000 millones de años tras convertirse en una gigante roja absorbiendo a la Tierra en el proceso.

Mapa Pangea Última

Pangea y Pangea Última

Evolución movimientos continentes - Pangea - NeoPangea - Amasia

1 comentario:

Loading...